Pensamientos de Peter Seibert

En vísperas de que el Dr. Seibert partiera de México con tristeza le pregunté: Seibert: ¿cuándo lo volveré a ver?, a lo que respondió: "mis órbitas no son cerradas. Me hace feliz que usted se haya equivocado en ese teorema, resultó falso y además me alegro que en su sistema dinámico personal la ciudad de México haya resultado un atractor estable".

 

El arte no debe refugiarse en la abstracción ni en la trivialidad.

Go to top